La modernización de Ciudad Real, cuando PSOE y GANEMOS salgan del Gobierno

Publicado el 16 septiembre de 2018 en General, La Tribuna, Opinión por Miguel Angel Rodríguez

Ya dejé dicho en estas mismas páginas que la modernización de la ciudad no pasa por el PSOE. Un partido tan antiguo como el PSOE solo puede ofrecer soluciones antiguas. No hay más que ver cómo está Ciudad Real en estos tres años y medio de gobierno del PSOE y la marca blanca de PODEMOS. Esta semana Page ha vuelto a estar en Ciudad Real. Venía de paso, porque iba a Puertollano a inaugurar un museo con la exposición permanente de la gran fotógrafa García Rodero, pero claro, ya que estaba por aquí se le hacía feo no parar. Y como no tenía nada que decir volvió a hablar de su famoso “plan”. Que Page tiene un plan es una cosa sabida. En cada ciudad que visita anuncia un plan para esa ciudad aunque los que le conocemos ya sabemos que el único plan que tiene es intentar mantener la poltrona a toda costa. Volvió a vender la burra del famoso “plan de modernización” y volvió a decir (otra vez) que en los próximos siete años se van a invertir más de 100 millones de euros en nuestra ciudad. Será como el “milagro económico” de la España de los años 60. Una evolución político-económica, un cambio de mentalidad de la mano del PSOE, ese partido tan moderno. Page nos sacará del subdesarrollo con un plan que incluye inversiones en infraestructuras, reutilización de los edificios icónicos de la ciudad y la regeneración de espacios. De momento lo único que tenemos del plan es la cesión a la ciudad del espacio que hay detrás del edificio de la antigua delegación de Sanidad en la calle Postas para que el Ayuntamiento gaste casi 400 mil euros en hacer un mini parque. Gastar casi 70 millones de las antiguas pesetas en hacer un parque a escasos metros del parque de Gasset me parece cuando menos un despilfarro.  Y sobre todo porque en otras partes de la ciudad como por ejemplo en el pinar que hay frente al Hospital General están echando asfalto. Se están cargando una zona verde que daba desahogo a esa zona de la ciudad y a los que tienen que ir por obligación al Hospital. Tampoco parece que para modernizar Ciudad Real haga falta tirar el edificio del antiguo Hospital de Nuestra Señora de Alarcos. Sí hacía falta reformar el Pabellón Ferial. Cuando se suscitó la polémica del pabellón hace algunos años porque el PSOE quería hacer el nuevo pabellón en Miguelturra, el Partido Popular entonces en el Gobierno municipal apuntó que la solución debería ser ampliar el existente. Ahora, diez años después nos dan la razón por lo que bienvenida sea la rectificación. Pero de ahí a meter la necesaria obra en el plan de modernización va un trecho. Más que nada porque se trata de una obra de la Diputación en un inmueble de su propiedad.

De la parte que tenía que poner el Estado nada de nada. Cuando el plan se presentó el Gobierno nacional estaba en manos del PP y ahora que está en manos del PSOE no vemos ningún tipo de reivindicación por parte del PSOE capitalino a sus jefes de Madrid. Parece que no les queda claro que ellos están aquí para recibir órdenes de los vecinos de Ciudad Real, no de Page ni de Pedro Sánchez. La modernización de Ciudad Real empezará cuando el PSOE y PODEMOS salgan del gobierno municipal.

Ni SEPES ni participación ciudadana

Publicado el 9 septiembre de 2018 en General, La Tribuna, Opinión por Miguel Angel Rodríguez

En una reciente entrevista la señora Zamora volvió a hablar del polígono SEPES. Dijo que espera que el Polígono Sepes “se llene” de empresas en la próxima legislatura, como si con ese simple deseo seguido de la fórmula “abra cadabra” las empresas aparecieran allí de un día para otro. También ha valorado como “esencial” la liberación de suelo público para que se instalen empresas, que “son las que crean empleo”. Mire, en eso si estamos de acuerdo. Son las empresas las que crean empleo, por eso no entendemos por qué sigue haciendo oídos sordos a las peticiones que le hacemos en el sentido de rebajar las tasas y los impuestos para estas empresas generadoras de empleo. No estamos para tirar cohetes en este tema y hace unos días hemos podido leer que la capital encabeza el aumento del paro en las grandes localidades. Una triste noticia, pero desde luego predecible por la nula política de generación de empleo que está haciendo este equipo de Gobierno. Volviendo al tema de SEPES, hace casi un año que el Ayuntamiento empezó a dar ruido con este tema. Se promovió desde el equipo de Gobierno un llamado “frente común” para conseguir que SEPES agilizara la cuestión. Un frente común pero no completo, porque no se contó con la oposición. En octubre hará un año como digo y hasta la fecha no consta que haya habido ninguna reunión ni ningún avance en la materia, y eso que ahora SEPES lo controla el PSOE. Por eso mucho nos tememos que esta cuestión surgió para intentar desgastar al anterior Gobierno nacional del Partido Popular y que ahora ya no interesa tanto. En cualquier caso, siempre hemos dicho que además de suelo una empresa valora otras cuestiones antes de instalarse en una ciudad. Los impuestos. Mientras que no se cree un marco fiscal favorable no esperemos grandes anuncios. PSOE y PODEMOS dan miedo a las empresas y estas huyen hacia otros climas más propicios. Seguimos sin conocer el famoso listado de las empresas que querían instalarse en SEPES. Lo gestione el PP o el PSOE, SEPES  necesita saber que habrá compradores y hasta ahora nada de nada. La famosa lista solo existe en la imaginación del señor concejal de Promoción Económica, alcanzando ya la categoría de leyenda urbana. Es curioso que si el Ayuntamiento ha detectado por fin que lo que de verdad necesita esta ciudad es suelo industrial y empresas, no dirija todos sus esfuerzos a conseguir ese objetivo. Y otra cosa que dice en la entrevista la primer edil es que “ahora” hay participación ciudadana. Nos gustaría que nos indicara que ha pasado con los famosos presupuestos participativos que llevaba en su programa. Tres presupuestos ha aprobado ya y ninguno ha contado con la opinión de los vecinos. Aquí los únicos que participan y que opinan son el PSOE y la franquicia de PODEMOS. Si se preguntara a los vecinos qué opinan de las obras en la Avenida de los Reyes Católicos igual se llevaban una sorpresa. O de la eliminación de las plazas de aparcamiento en Pedrera Baja. Nos tememos que esto de la participación era otra mentira como lo de quitar la zona azul o las remunicipalizaciones. Nos merecemos un Gobierno que trabaje más y no nos mienta.

El PSOE nos hace la cuesta de Septiembre más empinada

Publicado el 2 septiembre de 2018 en General, La Tribuna, Opinión por Miguel Angel Rodríguez

Llega septiembre y la actividad política retoma impulso en un frenesí que ya no parará hasta las elecciones municipales y autonómicas de mayo de 2019. También en apenas unos días empieza el nuevo curso escolar y los gastos de las familias se disparan en “equipamiento”: libros, material escolar, uniformes y ropa, además de los propios gastos asociados de escolarización, cuotas, actividades extraescolares o en los alumnos más mayores, el alojamiento cuando no se estudia cerca del lugar de residencia de los progenitores. La Organización de Consumidores y Usuarios (OCU) estima unos 500 euros por niño o adolescente de gasto medio. Echen cuentas. La parte más importante del presupuesto, los libros escolares, serán este año un 4,2% más caros. Frente a esta realidad tenemos otra que hace que la cuesta sea cada vez más empinada. La otra realidad es que los gobiernos socialistas que padecemos (sin haber ganado las elecciones ninguno), se dedican a subir los impuestos en estas fechas para hacer que la cuesta deje de ser una cuesta y se convierta en un “ocho mil” parecido al Everest. Pedro Sánchez, también conocido como “Falconetti” por su afición al avión “Falcon” de la Fuerza Aérea, está negociando con PODEMOS una subida de impuestos. Empezó por el carburante diesel y ahora ya habla sin tapujos de subir el IRPF para que entre todos le paguemos la fiesta de mantenerse en Moncloa sin convocar elecciones. En Ciudad Real tres cuartos de lo mismo. Más impuestos y peores servicios. Todavía tenemos reciente el sablazo del IBI que hace que septiembre se presente oscuro para los bolsillos de los habitantes de la capital. Una capital que tras más de tres años de gobierno del PSOE y de la marca blanca de PODEMOS, es menos capital. Aún resuenan en los oídos las dos promesas principales de la coalición izquierdista que nos gobierna. En el tema de la zona azul ya no saben que decir para que no se hable de que anunciaron por tierra, mar y aire que la iban a quitar y ahí sigue tan lozana y recaudando sus buenos cuartos al Ayuntamiento de Ciudad Real. El sábado en este mismo periódico el concejal-recogedor de firmas contra la Zona Azul, David Serrano, volvió a anunciar que se va a “abrir un proceso de diálogo con las empresas” para abordar el rediseño de la zona azul, pero reconociendo que “no tiene plazos concretos”. Ya no cuela señor Serrano. Ya no cuela señora Zamora. Reconozcan que engañaron a los vecinos de Ciudad Real con este tema y asuman que están gobernando sin ganar las elecciones cabalgando sobre dos grandes mentiras, que a la larga les pasarán factura. La otra mentira fue la de las remunicipalizaciones. Las empresas que prestan servicio para el Ayuntamiento están ganando más dinero que nunca y cada vez se privatizan más cosas. Sin ir mas lejos hoy lunes, la Junta de Gobierno aprobará la contratación de una empresa para tramitar expedientes sancionadores por infracciones a la Ley Orgánica 4/ 2015 de 30 de marzo de Protección de la Seguridad Ciudadana. Por favor señores gobernantes, que su propósito para septiembre sea dejar de tomar el pelo a los ciudadrealeños. Por cierto, la Avenida Reyes Católicos sigue sin asfaltar pese a que se dijo que en agosto estaría terminada la obra. Que desastre.

 

 

A pocos días de la Pandorga

Publicado el 22 julio de 2018 en Destacados, General, La Tribuna, Opinión por Miguel Angel Rodríguez

Entramos en la última semana de julio, semana de la Pandorga en Ciudad Real. Precisamente hoy lunes se presenta en sociedad el Pandorgo de hogaño, José Antonio López Rubio, presidente de la Asociación de Coros y Danzas Nuestra Señora del Prado y además “hombre de la Salud”, por ser costalero de la Virgen de la Salud, de la Hermandad del Prendimiento, mi hermandad. No se me ocurre nadie mejor que él para que aglutine el sentir de los ciudadrealeños en torno a esta celebración que tiene su origen en la devoción y en la ofrenda a la Virgen del Prado. Enhorabuena a José Antonio y a la Hermandad de Pandorgos. Pandorga y Semana Santa, Semana Santa y Pandorga, juntas de la mano de José Antonio. Una fiesta declarada de Interés Turístico Nacional y otra, la Pandorga, que aspira a serlo. Los que promovieron la declaración de nuestra Semana Santa como de Interés Turístico Nacional saben del esfuerzo y la amplitud de miras que ello conlleva. Un esfuerzo que no parece dispuesto a hacer y una amplitud de miras de la que carece el actual equipo de Gobierno.

Se trata de una fiesta autóctona y característica de nuestra ciudad. Hay consenso en afirmar que después de los vaivenes y avatares a los que estuvo sometida la fiesta de la Pandorga durante el siglo XX y que han condicionado su celebración, su recuperación oficial fue en 1980 de la mano de unos cuantos amigos de las tradiciones, capitaneados por gente de la tierra como Pablo Romero, Antonio Cárdenas y otros como el abogado Tomás Valle, primer Pandorgoen 1980 y cuya contribución creo que ha sido poco reconocida. A partir de ahí la Pandorga va adquiriendo la configuración que conocemos actualmente y el Pandorgo nos representa en las distintas festividades que tienen lugar en Ciudad Real, siendo el prototipo de hombre manchego. Junto a él resurge la figura de la Dulcinea, en su vertiente juvenil e infantil, aunque la Dulcineaestá más ligada, desde siempre, a las fiestas de Agosto en las que tiene todo el protagonismo, y no propiamente a la Pandorga, cuestión que desde hace algunos años está cambiando y parece  que se quiere vincular aún más con la Pandorga, cuya figura central es el Pandorgo. Quizá con la ola feminista que nos invade esto no sea políticamente correcto, pero la realidad es esa, que la Dulcinea era y es la reina de las fiestas. El punto culminante de esta fiesta llegó en 1986 con la declaración de la misma como de Interés Turístico Regional. Esta declaración lleva implícito un reconocimiento que ha hecho que, desde entonces, la Pandorga se haya consolidado como fiesta, y que cada año atraiga a miles de visitantes que quieren disfrutar de la ofrenda a la Virgen, de la limoná, y de las actividades lúdicas y festivas que lleva aparejada la fiesta, que hacen que la noche del 31 de julio la Plaza Mayor de Ciudad Real y sus aledaños se llenen con miles de personas que disfrutan de la celebración. La Pandorga se ha consolidado  como  una fiesta espejo de nuestros valores culturales y nuestra tradición popular. Una fiesta que no debe convertirse en un macro botellón, porque eso acabaría con su esencia.  Una fiesta con gran arraigo, que implica la participación ciudadana y la participación de asociaciones y peñas. Una fiesta original y propia, con rasgos diferenciadores que hay que mantener y protegeryendo más allá del mero reconocimiento regional. Por eso, si queremos aspirar a ser de Interés Turístico Nacional el actual equipo de Gobierno no puede desvirtuar  elementos de la fiesta que  fueron fundamentales para obtener la declaración de Interés Turístico Regional. Hay que garantizar que la fiesta de la Pandorga se siga celebrando sin alterar sus esencias. El Grupo Municipal Popular ya propuso el 20 de julio de 2016 que se iniciaranlos trámites para solicitar la declaración de la fiesta de la Pandorga como de Interés Turístico Nacional. Se trata de un asunto en el que el consenso es fundamental. Un consenso que no se puede conseguir si cuando se presenta la fiesta en Madrid se hace sin contar con el resto de las administraciones ni con el resto de Grupos Políticos que conformamos la Corporación. Un consenso más que necesario, sobre todo cuando el equipo de Gobierno está en minoría en el Pleno del Ayuntamiento.

La medida estrella del PSOE y PODEMOS: Subirnos los impuestos

Publicado el 14 julio de 2018 en General, La Tribuna, Opinión por Miguel Angel Rodríguez

Cuando uno cree que está en posesión de la verdad y que está ungido para desempeñar un papel providencial en la historia de España, caso de Pedro Sánchez, hace lo que le sale del níspero sin dar cuenta de sus actos. Son varias semanas las que lleva el presidente (que no ganó las elecciones), sin aparecer ante los medios de comunicación. Los periodistas, que son de izquierdas en un 80% y están en su derecho de serlo, le perdonan al líder esas cosillas que a Rajoy le echaban en cara un día sí y otro también, amenazando con plantes y otras acciones. Como no da explicaciones nos tenemos que enterar por sus ministros que nos van a subir los impuestos. Bueno, realmente lo que han dicho es que van a “modernizar” el sistema fiscal. Toma ya. Esa modernización consiste en que te metan la mano en la cartera al estilo de los “Siete Niños de Écija”, que debían ser muy modernos y ya en el siglo XIX se dedicaban a modernizar a los incautos que viajaban en diligencias y coches de postas por las estribaciones de Sierra Morena o de la Serranía de Ronda. El Ayuntamiento de Ciudad Real también es muy moderno a la hora de subir impuestos y tasas. Nos subieron por la puerta de atrás un 3,5% la tasa de alcantarillado, pese a que dijeron que no lo harían, han duplicado el precio de algunas escuelas de verano y las cartas de pago del Impuesto de Bienes Inmuebles contemplan subidas de este impuesto para este ejercicio.

Medidas como esta pueden cargarse la recuperación económica después de todo el esfuerzo realizado. Las únicas propuestas de la izquierda son las subidas y más subidas de impuestos que siempre acaban pagando las clases medias y trabajadoras. Se entra así en un círculo vicioso que no podemos compartir porque estas subidas suelen servir para que puedan seguir derrochando el dinero de todos, creando nuevos ministerios y cargos públicos, y sirven para pagar a más políticos. De hecho el personal de la estructura del Gobierno de Pedro Sánchez en La Moncloa casi duplica el nombrado por el Ejecutivo de Mariano Rajoy, o sea que lecciones pocas. Desde luego para lo que no sirve subir impuestos es para que haya más consumo, más inversión y en definitiva más empleo y menos déficit público. No me cansaré de poner en evidencia la demagogia del PSOE en materia tributaria ya que cuando habla de subir los impuestos a los ricos y a la banca se refiere a los asalariados y a los autónomos. Resulta que el rico eres tú. Les pido por favor que no estropeen la buena herencia recibida con tasas de crecimiento y creación de empleo que han situado a España a la cabeza de Europa. Y sobre todo, no nos tomen por tontos. El dinero donde mejor está y donde más produce es en los bolsillos de los españoles y no en las arcas de Moncloa

El concejal de cultura ataca a la cultura y a la tradición

Publicado el 7 julio de 2018 en General, La Tribuna, Opinión por Miguel Angel Rodríguez

Foto Rueda Villaverde

Cuando decimos que Ciudad Real “se para” no nos referimos solo al hecho de que tengamos unos asfaltados y unas calzadas impropias de una capital como es nuestra ciudad. Que tengamos obras que no ha pedido nadie y que en cambio las necesarias no se hagan. Por eso también Ciudad Real se para. Algunos vecinos nos preguntan, incluso de esa calle, que para qué es necesario estrechar la calzada en la calle Pedrera Baja, cuando hay calles alrededor con un asfaltado impracticable. Otros vecinos nos preguntan que por qué su calle solo merece parches en el asfaltado, cuando pagan unos impuestos de los más altos de España. Sinceramente creo que el PSOE y GANEMOS no tienen ni idea dónde ni como invierten y se dedican a gastar el dinero de todos sin ton ni son para justificar una legislatura ya perdida, aunque con las arcas saneadas gracias a la gestión del anterior gobierno popular. Ciudad Real también se para por los impuestos y las tasas tan altas que pagamos los vecinos y los comercios. Solo hay que darse una vuelta por la ciudad para ver la cantidad de locales vacíos. La cantidad de sueños rotos de personas que con ilusión quisieron poner un negocio y que al final han tenido que cerrar.

Pero Ciudad Real también se para por el poco apego hacia nuestras tradiciones. Cabe recordar que nada más llegar al sillón de alcaldía, eliminaron la subvención para bandas de música de Semana Santa. Pero es que ya llevamos dos jueves en los que se tenía que haber celebrado el tradicional concierto en los jardines del Prado, a cargo de la banda de música de Ciudad Real, y que no se ha celebrado debido a la ineficacia del concejal de cultura y al poco interés de la alcaldesa en solucionar el tema. Y el próximo jueves tampoco habrá, claro, porque la banda no cobra. Le deben dinero de sus actuaciones anteriores y lo peor es que, por cambiar el sistema anterior, no tienen garantías de que puedan cobrar en un futuro. Con todos los gobiernos municipales anteriores la banda de música tenía su partida en el presupuesto municipal. Llegó el concejal de cultura y sus amiguetes de PODEMOS y pensaron que esa subvención “finalista” para promocionar la música y en definitiva la cultura, debía desaparecer. Según ellos era porque la “ley” no permitía ese tipo de subvenciones finalistas. No las permite a no ser que seas de la cuerda del PSOE y PODEMOS porque mientras se quitaban estas subvenciones a la banda de música y a asociaciones como la Hermandad de Pandorgos y alguna mas, este año vemos con asombro como sí figuran dos subvenciones finalistas, con nombres y apellidos, para UGT y CCOO. Esta es la verdadera faz de los que nos gobiernan sin ganar las elecciones. Y mientras, los que perdemos el ciclo de conciertos en el Prado somos los vecinos de Ciudad Real. Ciclo de conciertos que se venía celebrando desde hace más de treinta años, primero en La Talaverana y después en el Prado. Pero no sufran, habrá música. Durante la Pandorga sí se van a gastar varios miles de euros en un festival de música reggae para contentar a sus socios de GANEMOS/ PODEMOS. Todo en orden.

Cospedal es la garantía de un Partido Popular fuerte y cohesionado

Publicado el 4 julio de 2018 en General, La Tribuna, Opinión por Miguel Angel Rodríguez

A punto de acabar la campaña para la elección de presidente o presidenta de nuestro partido, voy a intentar explicar por qué yo estoy con Cospedal. Dejando al lado, si se puede dejar, que he trabajado codo con codo con ella en un proyecto ganador en Castilla-La Mancha, son muchas las razones por las que creo que es la mejor opción. Todo ello sin menospreciar a ninguno de los compañeros que están compitiendo por la presidencia, desde su convicción de que pueden aportar algo positivo al partido.

A nadie se le escapa que al ser un partido que ha gobernado y que aspira a gobernar de nuevo, la elección del presidente del mismo tiene implicaciones para todos los españoles, independientemente de que sean afiliados o no, aunque en este proceso solo puedan participar los afiliados, como es lógico. Yo que he pasado ya por muchos procesos congresuales y que siempre me he posicionado donde me ha dictado mi conciencia, a veces con más dosis de romanticismo que posibilidades de éxito, no puedo sino volver a actuar de la misma manera pensando en mi partido. Y en este caso Cospedal nos da la seguridad de que el Partido Popular no será un reino de taifas, sino un partido fuerte y cohesionado. Experiencia no le falta porque el Partido Popular de Castilla-La Mancha eran cinco partidos provinciales cuando ella asumió el reto de presidirlo. En poco tiempo organizó el partido y lo preparó para ser una alternativa de Gobierno frente al todopoderoso PSOE, que había gobernado históricamente en una región que consideraba como su cortijo particular. Con dotes de mando, trabajo incansable y fe en la victoria, Cospedal consiguió mayoría absoluta en las elecciones autonómicas de 2011. Volvió a ganar en 2015, pero esta vez los pactos de despacho entre la izquierda imposibilitaron un Gobierno popular para dar paso a un Gobierno de izquierdas con un PSOE entregado a PODEMOS. Después llegó la victoria de Rajoy y su aparición en el Consejo de Ministros como ministra de Defensa. Allí se esforzó en aumentar el prestigio de las Fuerzas Armadas, se empeñó en dotarlas de medios y de capacidades y también en cumplir nuestros compromisos internacionales con nuestros aliados. Durante el año en el que fue ministra se hizo un esfuerzo especial en materia de cultura de defensa, porque tenemos el convencimiento de que la Defensa es cosa de todos los españoles. Desde mucho antes de su paso por el ministerio creía firmemente en que la unidad de España es innegociable. Por eso ya ha dicho que propondrá la modificación de la Ley de Símbolos para que se respeten nuestras señas de identidad: el himno nacional, la bandera y nuestros símbolos, además de garantizar  la normal presencia de las Fuerzas Armadas en todos los territorios de España. Siempre firme en la defensa de la Constitución, la Ley y la soberanía nacional. Durante estos días, en los miles de kilómetros que está recorriendo, ha dicho cosas que necesitábamos oír. Ha dicho que las víctimas del terrorismo serán siempre una prioridad para el Partido Popular. Las víctimas no pueden ver amenazadas su memoria, dignidad y justicia.  El PP siempre estará en contra del acercamiento y excarcelación de terroristas, siempre exigirá el cumplimiento integro de sus condenas y siempre velará para que se establezca el verdadero relato de lo sucedido. Me tranquiliza que haya dicho que va a garantizar que todos los niños y niñas puedan estudiar en castellano, nuestra lengua común. Que defenderá el bilingüismo y el trilingüismo así como un buen sistema educativo con un buen profesorado. El docente es la piedra angular del sistema educativo, por eso defenderá la autoridad de los docentes y el hecho de que los colegios estén para enseñar a pensar a nuestros hijos, y no para decirles qué han de pensar como sucede en algunos sitios en estos momentos. Y dejo para el final algo importante. Si Cospedal es la presidenta del Partido promoverá la modificación de la Ley electoral para que gobierne la lista más votada en todos los municipios. Es incomprensible que se vulnere la voluntad de los votantes con pactos de despacho que siempre traen nefastas consecuencias.

Por todo esto quiero que Cospedal sea la presidenta de mi partido.

El PSOE consuma su traición a España y a las víctimas del terrorismo

Publicado el 1 julio de 2018 en General, La Tribuna, Opinión por Miguel Angel Rodríguez

En tres años de legislatura nos ha dado tiempo a conocer el grado de demagogia que tiñe todas las actuaciones del Grupo Municipal GANEMOS, que corre pareja a la demagogia que destilan sus compañeros de PODEMOS a nivel nacional. Ya hemos visto cómo han conseguido que el PSOE les acepte a un correligionario podemita como presidente de Radio Televisión Española. Los que decían que la televisión pública estaba politizada, los que animaban a las periodistas a vestir de negro los viernes, lo primero que han querido es controlar la información. Como en Cuba y en Venezuela por otro lado. Todo en orden. También están animando a Pedro Sánchez para que saque los restos de Francisco Franco de la cripta del monasterio de Cuelgamuros, también conocido como El Valle de los Caídos. Espero que la siguiente idea que hagan pública no sea la de dinamitar el monasterio al estilo de lo ocurrido con los Budas de Bamiyán a manos de los talibanes, porque a buen seguro a más de uno de ellos se le habrá ocurrido. Sinceramente pienso que todo esto solo intenta tapar decisiones de calado que está tomando Pedro Sánchez para pagar favores a los que lo han aupado al sillón de Moncloa. Que se vaya a progresar de grado a los asesinos de ETA para acercarlos a cárceles del País Vasco hace que los asesinados se revuelvan en sus tumbas y que sus familiares vuelvan a sentirse agredidos, esta vez por el Gobierno. Que se vaya a llevar a los golpistas catalanes a cárceles de Cataluña es el primer paso para que salgan libres y vuelvan a conspirar contra España.

 No menos grave es la sobreactuación en materia de refugiados y en materia migratoria. Ya desde finales de 2015 cuando la gran crisis de refugiados Sirios, Ciudad Real con el consenso de todos los grupos políticos, se acogió a la Red de Ciudades de Acogida de la Federación Española de Municipios y Provincias. Todos estuvimos de acuerdo en que era mejor hacer algo por los canales institucionales adecuados. En primer lugar creo que se está confundiendo a propósito a la población intentando asimilar a refugiados con migrantes. Son dos realidades distintas con una regulación jurídica nacional e internacional totalmente diferente. Refugiados pueden ser los sirios que huyen de la guerra. Pero también pueden serlo los venezolanos que huyen de la dictadura de Maduro. Como dato a tener en cuenta, según la Comisión Española de Ayuda al Refugiado (CEAR) las solicitudes de asilo de venezolanos en España pasaron de 3.960 en 2016 a 10.350 en 2017. La gran mayoría de personas que vienen en pateras desde Marruecos o el norte de África son migrantes que buscan una vida mejor, unas oportunidades que no tienen en sus países de origen. En función de sus circunstancias personales y las de su país de origen algunos podrán pedir asilo y otros no ¿La solución es abrir las puertas a todo el que venga o ayudar a que en sus países de nacimiento tengan oportunidades? Es la eterna pregunta. La forma en la que se ha tratado el asunto del barco Aquarius entra dentro de la propaganda más obscena. El despliegue de cámaras y medios de comunicación, así como la presencia de dos ministros con su séquito convirtió en un reality show un asunto por desgracia habitual en las costas españolas donde solo en 2017, con un Gobierno del Partido Popular, se rescataron a más de 5.000 personas sin necesidad de propaganda. Ese mismo fin de semana del Aquarius, en aguas andaluzas se rescataron a más de 1.000 inmigrantes. El actual Gobierno debe hacerse menos fotos y ser capaz de explicar en Europa la problemática especial de España como frontera sur de Europa. La política de la Unión Europea en esta materia debe ser común y pactada. Esto es lo que tenemos que defender porque si no estaremos favoreciendo a las mafias de la inmigración, que se dedican a traficar ilegalmente con seres humanos. Y por último, si alguien se merece fotos y reconocimientos en esta materia son los miembros de Cruz Roja, Salvamento Marítimo, Armada Española, ONG´S, muchas de ella ligadas a la Iglesia Católica, y sobre todo las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado que son los que se juegan la vida todos los días para salvar la de los demás.


Tiempos revueltos

Publicado el 17 junio de 2018 en General, La Tribuna, Opinión por Miguel Angel Rodríguez

Cuando el lunes pasado en este mismo espacio decía que Pedro Sánchez habíahecho un Gobierno para la foto no me podía imaginar que el ministro de Cultura y Deportes dimitiría a los seis días de tomar posesión y que ese día, además, iba a coincidir con el cese de Lopetegui como seleccionador nacional. En el caso del ya ex ministro pensaba que iba a durar poco, pero a consecuencia de su incontinencia tuitera y de su desconocimiento de la materia deportiva.

Está el tiempo revuelto y no solo en lo climatológico. La exigencia de una conducta intachable se ha extremado tanto que solo se van a poder dedicar a la política los que lo hagan desde niños, recién liberados del pecado original, porque a poco que se entre en la adolescencia y la edad adulta seguro que los nuevos inquisidores de la moral pública encuentran alguna mácula suficiente para provocar la caída del político en cuestión. A Maxim Huerta no le quedaba otra salida porque su conducta previa, intentando ahorrarse unos cientos de miles de euros de manera ilegal, no era compatible con los estándares de pureza impuestos por la izquierda política y mediática. Su cese se exigió por todo el arco parlamentario excepto Ciudadanos que, como siempre, decían de esperar a ver. Cuando sucedieron los hechos Huerta no era ministro. Soria, del Partido Popular, tuvo que dimitir por no saber explicar que antes de dedicarse a la política y en el marco de los negocios familiares, fue titular de una cuenta legal en un país considerado paraíso fiscal. Fue antes de ser ministro, no cometió ningún delito, no se le acusó de nada ilegal, pero la oposiciónacabó con él y el PSOE aplaudió. Pues este no podía ser menos.

Vivimos como digo tiempos convulsos. Un Gobierno que no ha salido de las urnas, sostenido por una exigua minoría de diputados en el Congreso, con mayoría de diputados del Partido Popular que se convierte en tremenda mayoría absoluta en el Senado. Estamos viviendo situaciones inéditas en democracia con una agitación política más propia del siglo XIX que del XX. Cuando me decían que si Huerta había sido el ministro más efímero de la historia respondía que no porque solo en febrero de 1822, durante el Trienio Liberal, hubo cuatro ministros de la Guerra. Alguno duró solo un día aunque su dimisión no fuera por algo tan prosaico y poco épico como defraudar al fisco. No sé por qué me da que no va a ser el último en salir corriendo de un Gobierno de diseño pensado para obtener rédito mediático y no pensando en el interés general, sino en mantener el Gobierno hasta 2020.

Y ahora toca descender a lo local. El reloj de la cuenta atrás se ha puesto en marcha para el equipo de Gobierno y ellos lo saben. Cada día que pasa es un día menos para desalojar a un Gobierno que es un lastre para el futuro de Ciudad Real. Ya dije que el PSOE ha ido a más y Ciudad Real a menos, y eso no se puede consentir. Cuando la semana pasada hicimos balance de los tres años de legislatura no me salía ni un solo proyecto impulsado o ejecutado por el actual equipo de Gobierno. Las actividades de las distintas concejalías que funcionan son heredadas de los anteriores gobiernos populares y en lo que han querido “innovar” han metido la pata. Por ejemplo en el área de Educación. Esperemos que estos tiempos revueltos a nivel nacional no vengan a ahondar aún más en los problemas de una ciudad paralizada por la inacción de un PSOE que ha pasado tres años festejando su llegada a la alcaldía, por la puerta de atrás, y que ahora ve que el tiempo se le ha escapado entre las manos. Tenemos que recuperar el futuro de Ciudad Real.

Más PSOE, menos Ciudad Real

Publicado el 3 junio de 2018 en General, La Tribuna, Opinión por Miguel Angel Rodríguez

Comienza la semana con nuevo inquilino en Moncloa. No, no ha habido elecciones. La nueva izquierda tiene esa extraña cualidad que no tenemos otros, que gobierna sin ganar las elecciones. Es parecido, salvando las distancias, a lo que pasó en 1931, que unas elecciones municipales fueron suficientes para considerar que había que cambiar la forma de Estado y de ahí la famosa frase de que “España se acostó monárquica y se levantó republicana”. No era cierto, pero la mentira y la manipulación de la izquierda hicieron el resto. Y así siguen. Hoy, en pleno siglo XXI, ni Pedro  Sánchez en España, ni García-Page en Castilla-La Mancha, ni Pilar Zamora en Ciudad Real han ganado las elecciones, aunque lo pudiera parecer, y todos necesitan de la ultraizquierda para gobernar. En el caso de Sánchez es peor, porque en esa amalgama de partidos y coaliciones que lo han apoyado está lo mejor de cada casa. Podemos, los independentistas catalanes, los amigos de Otegi y de ETA, las mareas gallegas…¿alguien duda de que toda esta gente quiere lo mejor para España? Claro que si. En eso están pensando. Pero es lo que hay, al menos hasta unas próximas elecciones.

 A todos los que os habéis acercado hasta mí para manifestar vuestra indignación os pido que lo recordéis a la hora de ir a votar. Y recordad  también que el que puso en bandeja de plata la cabeza de Rajoy a todos los enemigos de España fue Albert Rivera, que en su ansia por llegar a Moncloa se precipitó dando por finalizada la legislatura y los malos le cogieron la palabra. Ay! Ciudadanos y su querer quedar bien siempre, que caro nos va a costar. Espero que a partir de ahora se comporten con más responsabilidad y que aprendan de sus errores. Churchill, que de política sabía algo, dijo que el problema de su tiempo era que los hombres (si, dijo hombres pero era en los años cincuenta del s. XX) querían ser importantes y no útiles. España necesita gente útil y no personas importantes, porque de tanta importancia que algunos creen que tienen, nos podemos morir como país. Pero aunque las cosas han cambiado en España, en Ciudad Real seguimos igual. Hay más PSOE en las instituciones y menos Ciudad Real, que cada vez es más pequeña, metafóricamente hablando. Cada vez tenemos peores servicios y más caros. El último ejemplo lo hemos padecido con la subida injustificada y aún sin explicar del 50% en las tarifas de las “escuelas de verano”. Los mismos baches, los mismos parches en las calles mal asfaltadas, el mismo problema de ruido y suciedad en zonas emblemáticas como el Torreón y ahora las quejas fundadas de barrios como Pío XII, que se sienten abandonados.  Dicen los mayores del lugar cuando les cuentan que van a tirar el antiguo Hospital de Nuestra Señora de Alarcos para hacer un parque que a ellos nadie les ha consultado. Ay esa forma de gobernar de “todo para el pueblo, pero sin el pueblo”. Ellos, Zamora y su equipo, Page y los suyos, Sánchez y sus colegas, son los que interpretan lo que quiere el pueblo, que para eso les han votado (ah no, que no les han votado). Y así nos va.

En Ciudad Real siguen cerrando locales y hay calles que se están quedando vacías. Sube el paro, cuando baja en toda España (a ver qué pasa ahora). En vez de ayudar a los empresarios se les grava con unos impuestos y tasas abusivos. Primero el IBI diferenciado, ahora el alcantarillazo. Un Gobierno agotado, sin empuje, sin idea de ciudad, sin ganas de trabajar y que ahora, con todas las instituciones a favor, tendrá que demostrar que pinta algo, pero sobre todo ya no podrá escudarse en “Montoro” para tapar su ineficacia. Aunque no se si les harán mucho caso, teniendo en cuanta que el equipo de Gobierno encabezado por Pilar Zamora no votó a Pedro Sánchez, sino que eran de Susana Díaz, la perdedora de la batalla del PSOE. Igual van a echar de menos a Montoro y sus diez millones del IBI del hospital, pagados a tocateja al Ayuntamiento, y los otros diez millones de subvención de la EDUSI a los pocos meses. Sánchez, no me lo mejores, iguálamelo.